No solo el amor mueve fibras, el Branding también…

Creo que la vida debería explicarse por momentos, por partes, por esas situaciones que hacen que tengas un antes y un después de. En entradas pasadas del blog les conté una parte de mi vida que se llamaba “metida hasta los pies”, ahora quiero contarles que ha esta parte de mi vida le llamo “ no sabía que las marcas hablan por si solas”.

Así es, durante mis dos años en una agencia de publicidad en donde el Branding es la columna vertebral de otras tres áreas, descubrí lo inimaginable, lo que uno no cree que sea posible hasta que lo vive, yo se que esto suena como una historia de terror, pero es de esas historias que al principio asustan pero después todo es tan claro que hace sol todos los días.

El branding se define según el blog de marketing global como, el proceso mediante el cual se construye una marca, comprendiendo este como el desarrollo y mantenimiento de un conjunto de atributos y valores inherentes a la marca y por la que esta será identificada por su público. Pero para poder entender esta definición necesitamos saber también lo que es una marca y según Cheryl Swanson, fundadora de Toniq, agencia dedicada a construir marcas, afirma que “una marca es un producto con una historia atractiva, que ofrece cualidades quintaesénciales para las que el cliente cree que no hay ningún sustituto en lo absoluto. Las marcas son tótems. Nos cuentan historias sobre nuestro lugar en la cultura, sobre quienes somos y dónde hemos estado. También nos ayudan a descubrir hacia donde vamos”.

En este orden de ideas puedo empezar a contarle cómo cambio mi vida tener estas definiciones, a lo largo de mis carreras universitarias, nunca me enseñaron que emprender era una buena salida para no ser un esclavo empresarial, es por eso que jamás supe que las marcas deberían tener una personalidad así como la tenemos las personas, en donde según su personalidad y sus valores íbamos a poder apuntarle al grupo objetivo al que queríamos llegarle.

¡La gloria es para el Branding!. Para que los consumidores elijan una marca sobre el resto, o mejor aún, demuestren una fidelidad tan incondicional, debes hacer que esos usuarios se enamoren perdidamente de su marca, tan perdidamente que sean ellos quienes hablen de tu marca y no sea usted el que deba hacerlo. ¡Ah! Porque una marca no solo es un nombre, es un logo, son unos colores, es un ¿por qué?, son unos valores, es un conjunto de cosas que te hacen único.

Si es usted de las personas que cree que el branding no sirve ni para limpiar el tablero, pues le recuerdo que los consumidores son seres humanos al igual que usted y se mueven por el sentimiento, entonces, si usted tiene una marca tan bien formada y le trasmite los valores al consumidor por medio de sus productos, destacando la calidad y comunicándole que su producto lo va a satisfacer velozmente, tenga por seguro que su usuario se convertirá en un fiel consumidor.

Recuerde que actualmente vivimos en un mundo lleno de competencia, donde la economía se globaliza cada vez más, donde los desarrollos tecnológicos son tan rápidos que los consumidores se vuelven cada vez más exigentes a la hora de buscar productos y elegir una marca, pero si usted como marca la tiene clara y le supo vender la idea a sus usuarios, mantenga eso, no se relaje, seguramente sus usuarios estarán hablando de usted por todas las plataformas existentes actualmente. Es por eso que debe consolidar su marca con un buen Branding, que aunque es un trabajo arduo será 100% necesario para cualquier empresa.

Así fue como me di cuenta que existía un mundo enorme donde podía dar a conocer una marca, pero un momento, no solo podía dar a conocer esto, también podía darme a conocer a mi misma, con una marca personal, que es lo mismo de lo que he venido hablando pero esta vez es más especializada, en donde yo podía demostrar ¿quién soy? ¿qué hago? ¿qué me mueve? ¿qué quiero hacerle sentir cuando me conozca?, como una especie de terapia psicológica donde me ayudaban a auto-descubrirme.

Y lo logré, me auto-descubrí, supe cuál era el tono que quería usar con las personas, el que quería usar con las empresas, incluso el tono que me iba a diferenciar de otros periodistas, este mismo el que usted esta leyendo, donde le hablo como es, en donde, como diría mi abuela es “al pan, pan y al vino, vino”. Pero para que este Branding personal me funcione a mi o usted que esta leyendo esto y se interesó, debe usted como personas tener ser relevante y auténtico, porque si se quiere copiar de alguien, mejor cómprele la franquicia y se ahorra todo ese trabajo.

Para cerrar esta historia de terror y amor, le dejo cinco ( 5 ) consejos a la hora de crear una marca:

  1. Crear contenido relevante: Vendase a sus consumidores como una fuente de información con autoridad de conocimiento, dentro de su nicho, le aseguró que así va a crear lazos mucho más fuertes. Haga el intento.
  2. Tenga credibilidad: Es el elemento más básico de toda marca comercial o personas, debe encontrar algo que lo diferencie. Sea creativo y cuente experiencias a sus consumidores.
  3. Construya un storytelling: Cuéntele a sus usuarios cómo surgió su marca, no lo haga improvisadamente, desarrolle historias agradables alrededor de lo que quiere contar, los usuarios prefieren las historias autenticas con valor.
  4. Pensar en la persona: Puede que suene cliché y que usted piense que es obvio, pero nada es obvio en esta vida. Los clientes no son solo un dato demográfico, debemos entender verdaderamente a los usuarios, sus necesidades, dudas y eso toma gran tiempo y recursos. #NoSeaTacaño
  5. ‘Engalle” la experiencia en el Sitio Web: Una marca que piensa en sus consumidores sabe lo importante que es para ellos tener todo a su alcance. Un sitio web es sin duda un puente para que los usuario conozcan a profundidad sus productos y servicios.

 

 

0

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Todos los derechos reservados Actif Studio SAS.

Calle 93a # 14-37 of 301. Bogotá, Colombia.

Tel. (57-1) 702-9692

Creo que la vida debería explicarse por momentos, por partes, por esas situaciones que hacen que tengas un antes y un después de. En entradas pasadas del blog les conté una parte de mi vida que se llamaba “metida hasta los pies”, ahora quiero contarles que ha esta parte de mi vida le llamo “ no sabía que las marcas hablan por si solas”.

Así es, durante mis dos años en una agencia de publicidad en donde el Branding es la columna vertebral de otras tres áreas, descubrí lo inimaginable, lo que uno no cree que sea posible hasta que lo vive, yo se que esto suena como una historia de terror, pero es de esas historias que al principio asustan pero después todo es tan claro que hace sol todos los días.

El branding se define según el blog de marketing global como, el proceso mediante el cual se construye una marca, comprendiendo este como el desarrollo y mantenimiento de un conjunto de atributos y valores inherentes a la marca y por la que esta será identificada por su público. Pero para poder entender esta definición necesitamos saber también lo que es una marca y según Cheryl Swanson, fundadora de Toniq, agencia dedicada a construir marcas, afirma que “una marca es un producto con una historia atractiva, que ofrece cualidades quintaesénciales para las que el cliente cree que no hay ningún sustituto en lo absoluto. Las marcas son tótems. Nos cuentan historias sobre nuestro lugar en la cultura, sobre quienes somos y dónde hemos estado. También nos ayudan a descubrir hacia donde vamos”.

En este orden de ideas puedo empezar a contarle cómo cambio mi vida tener estas definiciones, a lo largo de mis carreras universitarias, nunca me enseñaron que emprender era una buena salida para no ser un esclavo empresarial, es por eso que jamás supe que las marcas deberían tener una personalidad así como la tenemos las personas, en donde según su personalidad y sus valores íbamos a poder apuntarle al grupo objetivo al que queríamos llegarle.

¡La gloria es para el Branding!. Para que los consumidores elijan una marca sobre el resto, o mejor aún, demuestren una fidelidad tan incondicional, debes hacer que esos usuarios se enamoren perdidamente de su marca, tan perdidamente que sean ellos quienes hablen de tu marca y no sea usted el que deba hacerlo. ¡Ah! Porque una marca no solo es un nombre, es un logo, son unos colores, es un ¿por qué?, son unos valores, es un conjunto de cosas que te hacen único.

Si es usted de las personas que cree que el branding no sirve ni para limpiar el tablero, pues le recuerdo que los consumidores son seres humanos al igual que usted y se mueven por el sentimiento, entonces, si usted tiene una marca tan bien formada y le trasmite los valores al consumidor por medio de sus productos, destacando la calidad y comunicándole que su producto lo va a satisfacer velozmente, tenga por seguro que su usuario se convertirá en un fiel consumidor.

Recuerde que actualmente vivimos en un mundo lleno de competencia, donde la economía se globaliza cada vez más, donde los desarrollos tecnológicos son tan rápidos que los consumidores se vuelven cada vez más exigentes a la hora de buscar productos y elegir una marca, pero si usted como marca la tiene clara y le supo vender la idea a sus usuarios, mantenga eso, no se relaje, seguramente sus usuarios estarán hablando de usted por todas las plataformas existentes actualmente. Es por eso que debe consolidar su marca con un buen Branding, que aunque es un trabajo arduo será 100% necesario para cualquier empresa.

Así fue como me di cuenta que existía un mundo enorme donde podía dar a conocer una marca, pero un momento, no solo podía dar a conocer esto, también podía darme a conocer a mi misma, con una marca personal, que es lo mismo de lo que he venido hablando pero esta vez es más especializada, en donde yo podía demostrar ¿quién soy? ¿qué hago? ¿qué me mueve? ¿qué quiero hacerle sentir cuando me conozca?, como una especie de terapia psicológica donde me ayudaban a auto-descubrirme.

Y lo logré, me auto-descubrí, supe cuál era el tono que quería usar con las personas, el que quería usar con las empresas, incluso el tono que me iba a diferenciar de otros periodistas, este mismo el que usted esta leyendo, donde le hablo como es, en donde, como diría mi abuela es “al pan, pan y al vino, vino”. Pero para que este Branding personal me funcione a mi o usted que esta leyendo esto y se interesó, debe usted como personas tener ser relevante y auténtico, porque si se quiere copiar de alguien, mejor cómprele la franquicia y se ahorra todo ese trabajo.

Para cerrar esta historia de terror y amor, le dejo cinco ( 5 ) consejos a la hora de crear una marca:

  1. Crear contenido relevante: Vendase a sus consumidores como una fuente de información con autoridad de conocimiento, dentro de su nicho, le aseguró que así va a crear lazos mucho más fuertes. Haga el intento.
  2. Tenga credibilidad: Es el elemento más básico de toda marca comercial o personas, debe encontrar algo que lo diferencie. Sea creativo y cuente experiencias a sus consumidores.
  3. Construya un storytelling: Cuéntele a sus usuarios cómo surgió su marca, no lo haga improvisadamente, desarrolle historias agradables alrededor de lo que quiere contar, los usuarios prefieren las historias autenticas con valor.
  4. Pensar en la persona: Puede que suene cliché y que usted piense que es obvio, pero nada es obvio en esta vida. Los clientes no son solo un dato demográfico, debemos entender verdaderamente a los usuarios, sus necesidades, dudas y eso toma gran tiempo y recursos. #NoSeaTacaño
  5. ‘Engalle” la experiencia en el Sitio Web: Una marca que piensa en sus consumidores sabe lo importante que es para ellos tener todo a su alcance. Un sitio web es sin duda un puente para que los usuario conozcan a profundidad sus productos y servicios.

 

 

0

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

0
0